Colombia: El aula debe ser descanso y diversión

Colombia/13 de septiembre de 2020/Por: Laura Sánchez/Fuente: https://www.lapatria.com/

Hay una semana llena de actividades en el colegio La Cabaña, de Manizales, y que no precisamente son académicas. Son de diversión y unión en la Semana Cultural para relajar a estudiantes y acudientes.

La rectora de esta institución rural, Ángela Patiño, menciona los eventos: cocina en familia, festival de cuento, jornada de talentos, pintaloca, día deportivo, creación artística, actividades de conjunto y bingo, entre otras actividades.

“Esta virtualidad cansa a todo el mundo, a los adultos que tenemos una disciplina, imagínese a los niños de 6 años o de 15 años. Lo que buscamos es que cada cierto tiempo se activen con ejercicios, para que recuerden y amen la escuela”, narra la rectora.

Este colegio logró unir, como dice ella, a través de un cordón invisible a los niños con la escuela y sus maestros, una confianza soportada en conectividad para el 100% de los estudiantes y aumento de matrícula estudiantil.

Buscar interacción

Alcanzar el bienestar de los niños es romper con las dinámicas tradicionales del tablero y tomar notas, un método que se trasladó en algunos casos a la virtualidad y olvidando el contexto. La maestra Andra Milena Osorio, de básica primaria de la Secretaría de Educación, se cuestiona: “¿Qué es lo que la casa tiene que puede aportar al aprendizaje del niño y se puede llevar al plan de estudios? Eso depende del liderazgo de los directivos”.

La docente, estudiante de doctorado en Ciencias Cognitivas, explica que se puede crear interacción con los niños en subsalas para charlar entre ellos. “Es para que ellos interactúen y darnos cuenta de sus realidades. Hay que conectar los contenidos con actividades con juegos o noticias”.

Cuenta que empezó a ver a los papás de su colegio con ansiedad con matemáticas: “Porque no les gusta o es difícil para enseñar. Y es el momento de reinvindicarme, no de ausentarme, de acercarme también a los papás a través de un canal de escuela de matemáticas para padres, por ejemplo”.

Esta falta de cercanía la siente Selena Coneo, estudiante del colegio San Pío X (Manizales): “El envío de trabajo en corto tiempo y las explicaciones a veces no son claras. Eso nos estresa porque deben investigar para entender bien. Me demoro como dos horas entendiéndolo. Y antes las dudas se respondían con los compañeros”.

Los hermanos Juan Manuel y Laura Galeano disfrazados para un ejercicio del colegio.

Primero la niñez

Para Ximena Norato, directora de la Fundación Pandi, lo más importante en medio de una pandemia es que los niños y niñas tengan un cerebro sano. “Hay que desatrasar a los niños del juego, de la interacción de la alegría, de la libertad y del desarrollo de habilidades para la vida, del diálogo, en esto aprenden a ser ciudadanos”.

Asegura que hay centrar la atención en la niñez: “Una pandemia produce vulneraciones en el acceso y el ejercicio de los derechos de los niños y niñas (salud, educación, nutrición, recreación, protección, derecho a vivir con sus padres, etc.)”.

Para Norato se requiere tener un enfoque en el ser para que el hacer fluya. “Enfocarse en lo que sienten los niños, niñas y adolescentes, para que cobre significado el hacer. En nuestra experiencia, los niños y adolescentes no logran ser exitosos en su vida académica cuando están heridos”.

Flexibilidad

Luis Alfonso Quintero, psicólogo de la Dirección Territorial de Salud de Caldas, indica: “Lo que hemos hecho es evaluar cómo hacer para que el currículo sea flexible y que no pensemos en que el hecho de cumplir con él implique tener que saturar a los estudiantes de cantidad de material y exceso de tareas, porque estudiantes y docentes se pueden ver ante situaciones de mucho estrés que en ocasiones generan ideación suicida”.

El secretario de Educación departamental, Fabio Arias, coincide con la importancia de la flexibilización con el propósito de no abrumar a estudiantes y por consiguiente a sus padres, pues además de la afectación psicológica podría generar deserción del sistema educativo.

Explica: “flexibilizar permite valorar esas condiciones diferenciales que tenemos ahora con el modelo de educación en casa. Valorar competencias ciudadanas, emocionales, que sea una formación no solo en las áreas básicas”.

En una encuesta del Instituto Colombiano de Neurociencias, el 88% de los niños, niñas y adolescentes han visto su comportamiento alterado, lo que puede suscitar mayor riesgo de exponerse a tratos violentos en el hogar.

Fuente:

https://www.lapatria.com/educacion/el-aula-debe-ser-descanso-y-diversion-463771

Deja un comentario

Colombia: El aula debe ser descanso y diversión – Sarraute Educación María Magdalena

A %d blogueros les gusta esto: