Museo Universitario del Chopo: 45 años difundiendo cultura

El recinto universitario de Santa María la Ribera espacio para difundir el arte y la cultura, fue inaugurado el 25 de noviembre de 1975 por el doctor Guillermo Soberón, entonces Rector de la UNAM.

La historia oficial del Museo del Chopo inició un 25 de noviembre de 1975, cuando el entonces rector de la UNAM, doctor Guillermo Soberón Acevedo, inauguró el recinto ubicado en la colonia Santa María la Ribera, de la Ciudad de México, como un centro cultural, un espacio para difundir el arte y los esfuerzos culturales de los universitarios.

El edificio que hospeda al museo fue traído a principios del siglo pasado a la Ciudad de México. Originalmente fue construido por el arquitecto Bruno Möhring, uno de los fundadores del Jugendstil –estilo arquitectónico alemán parecido al art nouveau–, con el objetivo de ser un cuarto de máquinas para una empresa minera alemana.

La estructura fue la sede de la Exposición de Arte e Industria Textil, en Düsseldorf, Alemania, para la edición de 1902, posteriormente partes del edificio fueron adquiridas por el mexicano José Landeros y Coss, quien las exportó a nuestro país –exhortado por Porfirio Díaz– con el objetivo de albergar en su interior la Compañía Mexicana de Exposición Permanente.

La empresa quebró en 1905 y el edificio pasó unos años en el abandono, hasta que en 1909 la Secretaría de Instrucción Pública y Bellas Artes lo adquirió, como recordó Javier Aranda Luna en 1985 en el artículo Museo del Chopo. Palacio de cristal para Revista de la Universidad:

“De Edificio de Fierro pasó a ser Palacio de Cristal. Posiblemente la compañía del señor Landeros y Cos haya presentado algunas exposiciones en el inmueble en los primeros meses de 1909. De lo que sí se tiene la certeza es que el 15 de marzo del mismo año. la
entonces Secretaría de Instrucción Pública y Bellas Artes firmó con el propietario un contrato para arrendamiento del local con la opción de compra. Como en esas fechas el área de historia natural se desligó del Museo de Arqueología. Historia y Etnología se decidió que ésta fuera trasladada al edificio señalado”.

Como apunta Aranda, antes de cumplir su destino como Museo, la estructura se usó en 1910 para una Exposición de Arte Industrial montada por una delegación cultural japonesa con motivo de las celebraciones por el Centenario de la Independencia en México. Hasta diciembre de 1913 abrió sus puertas el Museo Nacional de Historia Natural, el primero de su tipo en el país.

“Con la integración de la Dirección de Estudios Biológicos a la Universidad Nacional por haber logrado su autonomía. el museo pasó a formar parte del patrimonio universitario. La vida del museo. aunque larga en relación a los anteriores usos que se le habían dado al edificio. por falta de recursos y atención entra en un ciclo decadente que culmina y concluye con el cierre ‘misterioso’ de sus instalaciones. Polvo, goteras, polilla, herrumbre son ahora la colección permanente acrecentada maravillosamente día con día durante varios años. hasta 1964 cuando se traslada a Chapultepec el Museo Nacional de Historia Natural”, rememoró Javier Aranda al repasar la siguiente etapa en la historia del recinto para la publicación universitaria.

En 1964 el museo cerró sus puertas debido al deterioro de su estructura y buena parte de su colección se trasladó a otros espacios de la UNAM, como el Museo de Geología que recibió diversos fósiles, incluyendo uno de mamut.

Pasó casi una década en el abandono, hasta que a inicios de los 70 la Universidad Nacional, apoyada por la Ley de Monumentos, decide rescatarlo para cumplir con sus metas de descentralizar la cultura universitaria y difundirla por toda la ciudad. La Dirección de Proyectos, Obras y Conservación de la UNAM se encargó de la remodelación. Fue reinaugurado en 1975, iniciando así el camino del proyecto que continúa hasta nuestros días y en 1977 el Cinematógrafo del Chopo se sumó a la oferta cultural.

A lo largo de su historia ha estado bajo la dirección de Ángeles Mastretta (1979-1983), Arnold Belkin (1983-1985), Elba Macías (1985-1989), Monserrat Galí Bodella (1989-1994), Lourdes Monges (1994-2000), Alma Rosa Jiménes (2000-2012) y José Luis Paredes Pacho (2012-presente).

En el 2010, año en que se remodeló el recinto, Edgar E. Palomares subrayó la importancia del lugar para Revista de la Universidad: “Más que ser una construcción hija de su tiempo, este museo ha sabido aprehender la inquietud y curiosidad que están detrás de las reinterpretaciones utilitarias del arte. Lo demuestra así la reciente intervención arquitectónica, a cargo de Enrique Norten, que recupera no sólo todo su esplendor sino que dota a la antigua edificación de la Santa María la Ribera de una moderna infraestructura, que le permitirá intensificar su gestión como entidad que auspicia y promueve la innovación artística”.

“El Museo Universitario del Chopo no ha buscado en ninguna de sus etapas previas (fungió como el Pabellón Japonés durante las celebraciones del Centenario de la Independencia para posteriormente erigirse como el Museo Nacional de Historia Natural ) ser sólo un adorno imprescindible del panorama citadino; pues el museo como obra de arte en sí, se ha mimetizado con el ambiente, los retos y exigencias generacionales: éstos se involucran en varias direcciones y niveles y dan una nueva oportunidad de convivencia al artista, la obra, el diseño exterior, los nuevos interiores, la historia del edificio y el espectador. Esa esencia permanece gracias al entorno y a la multifunción que promete enriquecer la perspectiva que ha asumido el Museo Universitario del Chopo como un referente cultural de la Universidad y la capital del país”, sumó Palomares en la publicación universitaria.

El Museo del Chopo los invita a recorrer virtualmente sus instalaciones: chopo.unam.mx/recorridos

Fuente:

https://www.gaceta.unam.mx/museo-universitario-del-chopo-45-difundiendo-cultura/

Deja un comentario

Museo Universitario del Chopo: 45 años difundiendo cultura – Sarraute Educación María Magdalena

A %d blogueros les gusta esto: