L o   m á s   d e s t a c a d o


Slide
Slide
Slide
Slide
Slide
Slide
Slide
Slide
Slide
previous arrow
next arrow



L e y e n d o  r e-c r e o  l a  v i d a





N u e s t r a s   a l i a n z a s


Slide
Slide
previous arrow
next arrow



L o  m á s  r e c i e n t e


Noticias

México: “La educación es de todos”: el mensaje con el que arrancó el Congreso Ticmas en CDMX

México/ 1 de diciembre de 2021/ Fuente: https://www.infobae.com/

El evento se realizará en la Ciudad de México en un formato híbrido y, se espera, que del 1 al 3 de diciembre participen más de 50 personalidades que se han consagrado como referentes en el ámbito educativo.

La tarde de este miércole...

Horizonte educativo

Horizonte educativo

Por Lilia Ma. Calderón

Primera de dos entregas

La educación popular feminista genera transformaciones en lo personal, político y organizativo de las mujeres que participan como beneficiarias, mujeres que coordinan, dirigen y acompañan los procesos educativos, generando lazos fraternos y sororos...

Libros

Teresa Moure novela la vida de Inessa Armand

Por: Redacción Tribuna

La editorial valenciana Tiempo de Papel publica Ostracia, la biografía novelada de la escritora, feminista y revolucionaria. Lenin, rendido ante la fuerza de esta mujer, termina siendo su amante.

 

¿Qué es Ostracia? ¿Un lugar, un sentimiento o la voluntad de una gran mujer ...

Ángel Martín: «Escribir ha sido un ejercicio muy agotador, pero muy terapéutico»

Ángel Martín: «Escribir ha sido un ejercicio muy agotador, pero muy terapéutico»

Por: JESÚS FERNÁNDEZ ÚBEDA

Ángel Martín (Barcelona, 1977) ingresó en el ala de psiquiatría del madrileño Hospital Puerta de Hierro el 4 de junio de 2017. Acudió a urgencias manifestando, entre otras “ideas extrañas”, que Chris Pratt y Jennifer Lawrence le enviaban mensajes desde la película Pass

La grandeza de México: diversidad y memoria cultural

La grandeza de México: diversidad y memoria cultural

Por Alejandra Dávila Montoya

Como parte de las actividades para la conmemoración de 2021, declarado “Año de la Independencia y de la Grandeza de México”, la Secretaría de Cultura y el Instituto Nacional de Antropología e Historia prepararon la magna muestra La grandeza de México, que se alberga en ...

Mesa de Análisis “Violencia de género en la academia y en la ciencia patriarcal: reflexiones en voz alta”

Mesa de Análisis “Violencia de género en la academia y en la ciencia patriarcal: reflexiones en voz alta”

Te invitamos a participar en la Mesa de Análisis "Violencia de género en la academia y en la ciencia patriarcal: reflexiones en voz alta" que es parte de la Jornada #25N - 2021 Conmemoración del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, que se realizará el día viernes, 26

previous arrow
next arrow



P o d c a s t


podcast_cons

Los excluidos digitales deberían ser una prioridad global

Por Paulette Delgado

La pandemia ha sacado a la luz la gravedad de la brecha digital que ha puesto a quienes no tienen las habilidades de conectividad y acceso en una grave desventaja.

En un mundo de distanciamiento social y órdenes de quedarse en casa, ha existido una mayor presión por hacer todo en el entorno digital, desde las clases hasta la banca electrónica o compras en línea. Esto ha sacado a relucir el grave problema de inclusión digital que se vive en el mundo.

Esta crisis ha puesto al descubierto los desafíos que viven los que están fuera del mundo digital. El no tener conectividad no sólo deja a las personas aún más aisladas, sino también en una gran desventaja ya que tienen que luchar por tener acceso a cosas vitales como una educación, trabajo u oportunidades laborales. Antes de la pandemia, muchos tenían la oportunidad de ir a alguna cafetería, librería o lugar con acceso a internet público pero, ¿y ahora que muchos de estos lugares cerraron? ¿Cómo le hacen para informarse,acceder a anuncios gubernamentales oficiales e incluso tener videollamadas con seres queridos que viven lejos?

En el caso de Estados Unidos, según un estudio del Pew Research Center, hay 33 millones de estadounidenses que no tienen acceso a internet. Esto representa al 10 % de la población. Esta brecha digital está vinculada a una serie de variables demográficas, incluida la edad, el nivel educativo, los ingresos familiares y el tipo de comunidad. La falta de acceso a las tecnologías pueden tener un impacto negativo en todos los aspectos del día a día. Desde provocar exclusión social por no tener manera de hablar con otras personas por la pandemia hasta no tener acceso a servicios públicos, como registrarse para la vacuna del COVID-19.

Una investigación realizada por Capgemini sobre por qué debería ser prioridad eliminar la brecha digital, descubrió que el 44 % de los encuestados que no contaban con internet creían que podían encontrar trabajos mejor pagados y mejorar su educación si lo tuvieran. Según Capgemini, la mayoría de los encuestados que no cuentan conconectividad tienen entre 22 a 36 años de edad. La encuesta fue realizada a personas que van desde los de 18 a más de 70 años. También notaron que la mitad de ellos, no son novatos al mundo digital, de hecho, el 59 % ha utilizado estas herramientas anteriormente, es decir, que cuenta con las habilidades digitales necesarias para usar Internet en el futuro.

¿Por qué el 44 % de los encuestados no tiene acceso a internet? La investigación encontró tres razones: el costo, complejidad o falta de interés. Sin embargo, mencionan que no hay una causa universal, por ejemplo, el costo del internet puede ser un punto clave para la gente joven que vive en zonas rurales y la complejidad para el caso de los adultos mayores, las personas en situación de discapacidad o con problemas de salud.

En Estados Unidos la principal barrera es el costo ya que, según Capgemini, el 84 % de la población desconectada menor de 36 años admite que no están en línea por lo que cuesta contratar el servicio de internet. En comparación al resto del mundo, el promedio de personas sin conectividad por temas económicos es el 50 %. Pero la brecha digital va más allá de tener acceso a internet. El 76 % de los encuestados sin conexión dijeron que esta situación se debe a que no pueden comprar computadoras o dispositivos móviles para conectarse.

El nivel educativo también es uno de los factores que afectan la probabilidad de que una persona no esté conectada. Según el estudio de Pew Center, tres de cada diez adultos (29 %) que no usan el internet cuentan, como máximo, con estudios de bachillerato. Esta cifra ha disminuido en gran medida desde el 2000 ya que en ese entonces era el 81 % de las personas.

¿Cómo apoyar una mayor inclusión digital y cerrar la brecha digital?

La responsabilidad de la inclusión digital y el acceso universal a Internet no puede recaer en el individuo o en un solo grupo; requiere la contribución de una variedad de partes interesadas. Esta responsabilidad debe ser, principalmente, de los gobiernos, organizaciones privadas, organizaciones no gubernamentales (ONG), organizaciones sin fines de lucro y el mundo académico en conjunto con expertos.

Las organizaciones públicas y privadas deben tomar medidas críticas y urgentes para garantizar que las personas afectadas por la brecha digital no queden más excluidos. Google, por ejemplo, se asoció con el Departamento de Educación del Estado de California para proporcionar Chromebooks y 100,000 puntos de acceso móvil a estudiantes en áreas rurales.

En el caso de las organizaciones privadas, éstas deben invertir en cerrar la brecha digital como parte de su agenda de responsabilidad social. Lloyds Banking Group ha incorporado la inclusión digital y la igualdad digital en su estrategia y propósito. En el Reino Unido, Lloyds estableció un Programa de Campeones Digitales donde tienen cerca de 25,000 “campeones” desde que empezó este programa en el 2015 comprometidos a aumentar las habilidades digitales de al menos dos personas, empresas u organizaciones cada año. Utilizan distintas campañas a través de asociaciones e iniciativas locales.

Aunque, claro, los que tienen el papel más importante son los legisladores y los gobiernos, que deben trabajar para hacer que los dispositivos e internet sean más accesibles para las comunidades marginadas o cualquier persona que no cuente con estos servicios. Deben enfocarse en el acceso público y acceso privado al internet. La Unión Europea, por ejemplo, lanzó la iniciativa WiFi4EU para proporcionar Wi-Fi público gratuito en espacios públicos, incluidos parques, plazas, bibliotecas, centros de salud y museos.

Además, los gobiernos pueden contribuir a que los dispositivos sean más asequibles. La organización “Alliance for Affordable Internet” dice que gran parte del costo de los dispositivos proviene de los impuestos de importación y venta. En julio de 2015, el gobierno de Costa de Marfil, por ejemplo, redujo los impuestos sobre los teléfonos inteligentes del 27 % al 6,5 %.

Además, a través de regulaciones y políticas públicas, los gobiernos pueden ejercer presión a los proveedores de servicios de Internet y las empresas de tecnología, para que éstas reduzcan el costo de los datos móviles o banda ancha para ciertas comunidades o áreas rurales, establecer iniciativas como las de Lloyds Banking Group, brindar acceso a internet de alta velocidad en áreas remotas. Por ejemplo, Spectrum, una compañía de telecomunicaciones, ofreció acceso gratuito de banda ancha e internet por 60 días a hogares con estudiantes de primaria, secundaria o universitarios que aún no tienen una suscripción

Las organizaciones privadas también deben buscar educar a las personas sobre cómo mantenerse seguros en línea. Muchas personas mayores no usan el internet por miedo a caer en estafas o fraudes, tampoco se sienten cómodos compartiendo información personal en línea. En estos tiempos donde incluso se pueden hacer transferencias bancarias en línea, es clave ayudarlos a perder el miedo y a utilizar estas aplicaciones.

Durante una época de crisis como la pandemia del coronavirus, es aún más importante que se priorice la inclusión digital, no sólo para las personas que trabajan de forma remota o porque las escuelas han mudado al aprendizaje en línea, sino porque se ha vuelto vital para obtener información básica y servicios de salud. Es fácil olvidar que tan sólo en Estados Unidos hay 33 millones de personas que están desconectadas. Es momento de explorar formas de cerrar la brecha digital y brindar oportunidades a quienes enfrentan estos desafíos digitales.

Fuente:

https://observatorio.tec.mx/edu-news/brecha-digital-covid19

Deja un comentario

Los excluidos digitales deberían ser una prioridad global – Sarraute Educación María Magdalena

A %d blogueros les gusta esto: